Metas, Esfuerzo y disciplina
Por Lizzy Picado | 19 enero, 2017

Posiblemente durante el transcurso de nuestras vidas, algunas personas se preocupen realmente por mejorar diferentes áreas, son esas personas que no se quedan quietas que buscan avanzar en todo lo que puedan, y de estas …

Lea todo el artículo »
Éxito

Paz mental y autosatisfacción hacer lo máximo para ser mejor

Laboral

Conoce tus metas laborales y define tu futuro

Liderazgo

Aprenda efectivad y sea un verdadero líder

Motivación

Voluntad para hacer un esfuerzo y alcanzar tus metas

Superación

Conocimientos necesarios para tu superación personal

Inicio » Encabezados, Felicidad

¡Sigue Soñando!

Escrito por Lizzy Picado el 18 febrero, 2013
¡Sigue Soñando!

¡Sigue Soñando!

Creo que todos en un momento de nuestra vida hemos tenido grandes sueños, algunos somos soñadores crónicos, otros simplemente no sueñan porque creen que se separan de la realidad si lo hacen, o piensan que su sueño es una locura o un imposible.

Durante la historia, hemos podido ver personalidades que nunca desistieron de soñar y fue así que sus proezas, esfuerzo y dedicación son reconocidos con el pasar de los años. Ahora, no digo que la finalidad de soñar sea el que seamos reconocidos o no, sino más bien, a lo que quiero referirme es precisamente a la acción de soñar.

Seguramente estas personas fueron criticadas por ser innovadores en su momento, o tal vez se burlaron de ellos cuando estaban en el proceso de prueba y error de algún proyecto de estos que habían gestionado primeramente como un sueño. Pero a pesar de esto, no se rindieron, siguieron persiguiendo su sueño, aunque muy posiblemente no les resultó a la primera o tuvieron puertas cerradas en sus caras, o muy poca aprobación inclusive de sus familiares.

¿Qué significa soñar en este contexto?  En mi propio concepto, “creer en algo que ha nacido producto de mi pensamiento o imaginación como posible a realizarse”.

¿Qué sueñas?… quizá lo que pasa por tu mente sea algo maravilloso, un proyecto de vida o profesional, una actividad que deseas realizar, o un deporte que deseas practicar con algún fin. Puede ser cualquier cosa, lo bueno de todo es que “es tu sueño” y no un imposible a realizar.

 

Un día de estos leía la historia del músico y compositor Geor Friedrich Handel, la historia cuenta que su padre quería que él fuera abogado, pero fue descubierto por un duque de nombre Johann Adolf quien le escuchó tocar el órgano de niño, en la capilla del palacio mientras su padre atendía sus negocios.  Fue así que Handel tuvo un camino directo a la composición de obras musicales, tenía un talento y una capacidad para aprender impresionante. Fue muy reconocido y aclamado en las operas alrededor del año 1700.  Sin embargo, al pasar de los años Handel tuvo problemas de salud y su publico empezó a disminuir y ha sustituirlo por otro tipo de espectáculo que se presentaba en aquellos tiempos.  Handel sufrió una parálisis en cuatro dedos de su mano derecha por agotamiento y estrés, a causa de sus fracasos musicales.  Al tiempo, su salud mejoró pero no así la afluencia de su público, las personas lo catalogaban como “tiempo pasado” ya estaba acabado según estos, sus operas apenas daban para mantener y cubrir sus múltiples deudas, pero aún así, nunca dejó de componer, él siguió y siguió.

Un tiempo después Handel junto a un poeta desarrollaron una narración conmovedora acerca del nacimiento de Jesús, basado en el antiguo y nuevo testamento de la Biblia, al cual denominó “El Mesías”, la música fue compuesta por Handel en veintitrés días. Cuando “El Mesías” fue presentado en los teatros tuvo un efecto increíble, la asistencia fue enorme y destinaron los fondos a labores de beneficencia.

Handel en su última década de vida se dedicó a presentar “El Mesías” como obra benéfica, en una de sus presentaciones, cuenta la historia que el rey Jorge II al escuchar el coro del ¡Aleluya! Se puso de pie y hasta el día de hoy en Inglaterra cuando es representada la obra de Handel el público siempre se pone de pie.

Sabes, la historia refleja que el público ya descartaba a Handel antes del Mesías, ya no aplaudían sus composiciones, y él estaba sumido en problemas financieros, pero lo que me impacta es que él siguió creyendo en su sueño, en sus capacidades y no sólo eso, lo llevó a otro fin, a uno más allá de la recompensa económica, o el aplauso de las personas, con su obra se pagaron las deudas de 142 prisioneros los cuales gracias a esto, fueron liberados.

¿A dónde deseas llevar tu sueño? A obtener un reconocimiento, a ganar grandes sumas de dinero, a adquirir muchos bienes materiales o a traer felicidad para ti mismo y para los que te rodean, con tu sueño elevarás el ánimo quizá de aquellos que están desmotivados o desconsolados, o traerás dicha y bien para el que tiene menos posibilidades o padece alguna necesidad.

Sueña y sigue soñando y cree fehacientemente que lo puedes hacer, aunque en la primera no te haya dado resultado, o a pesar de que te hayan querido restar capacidades o te hayan dado uno o dos portazos para negarte posibilidades.

Tú decides hasta dónde quieres llevar tu sueño. Encuentro varias claves importantes a determinar en la historia de Handel; primero, creyó en sus habilidades, por lo tanto los demás también lo hicieron, dedicó mucho tiempo a crear composiciones, esto para mí se llama disciplina; también, se interesó en los efectos positivos que lograba su sueño en las personas, y no desestimó la bondad, esto lo logró en su segunda oportunidad con el Mesías, y por último a pesar de todos los fracasos que tuvo en medio, no desistió, sino que perseveró hasta ver su sueño cumplirse.

Si has dejado de soñar, vuelve a hacerlo con fines y propósitos claros, traza el camino que te llevará a lograr tu sueño, pide asesoría o capacítate si es necesario, y por sobre todo persevera  en tu camino y sigue soñando, a la vuelta en el tiempo, encontrarás que los caminos son menos espinosos y que las puertas se abren de par en par, que tu sueño resultó en bien para muchos y que con ello contribuirás a que unas cuantas personas también se decidan a soñar como tú lo haces y seguirán tu ejemplo.

“Puede que uno tenga que pelear una batalla más de una vez para ganarla” Margaret Thatcher.

 

 

Artículos relacionados:

  • Artículos NO relacionados:

Copyright del artículo: Viva con Propósito. Contacta con el autor de este artículo para obtener su permiso y autorización expresa para poder usar o publicar su contenido de forma total o parcial.

Comentarios en Facebook:

Déje un comentario!

Sea respetuoso. Manténgase ordenado en su comentario. No deseamos spam.

Este sitio soporta Gravatar. Si desea registrarse: Gravatar.